Desde las 23:50 horas del pasado miércoles 17 de octubre la low cost Chipriota Cobalt ha dejado de operar tras anunciar su quiebra, cancelando todos los vuelos que tenía previstos. Los usuarios deberán reclamar los reembolsos de los pasajes en sus tarjetas de crédito o agentes de viajes. 

La aerolínea informó el cese indefinido de sus actividades al truncarse un intento de acuerdo con un inversor europeo. Según los medios locales, la compañía solo dispone en el actualidad de unos 15 millones de euros, reservados para el pago de sus 200 empleados. El principal accionista -con el 49% de las acciones- es AJ Cyprus, propiedad de la compañía china Avic Joy Air.

Cobalt Air tenía su base en el Aeropuerto Internacional de Larnaca, en Larnaca, Chipre, desde donde operó su primer vuelo con destino a Atenas en junio de 2016.  Desde entonces y hasta octubre de 2018, fue la segunda aerolínea más grande en dicho Aeropuerto, con una cuota de un 8,2% de la capacidad semanal después de Aegean, y se varias estimaciones la posicionaban como la próxima a ocupar el primer puesto en el verano 2019.

Este año, la low cost ofreció vuelos a 23 destinos, entre los que se encuentran 13 países de la Unión Europea, Rusia y Oriente Medio, con una flota de seis aviones, compuesta por dos Airbus 319 y cuatro Airbus 320. En España, solo llegó a operar con el Aeropuerto Madrid-Barajas.

En mayo del año pasado, anunció la implementación de un programa de viajero frecuente y, en agosto del mismo año, la adaptación de su flota para ofrecer wifi a bordo, proyecto que la posicionó un poco más lejos del enfoque original de una low cost y más cerca de una compañía con modelo de servicio completo.

Para este jueves, están previstas una serie de reuniones entre la dirección de la compañía y el Ministerio de Transporte chipriota y su Autoridad de Aviación Civil, así como un encuentro de la Asociación de Oficinas de Turismo de Chipre, con el fin de analizar las consecuencias derivadas de esta suspensión.

A través de su página web, la aerolínea indicó que para gestionar reembolsos por pasajes los usuarios deben comunicarse con el proveedor de su tarjeta de crédito o con el agente de viajes. “Nos disculpamos sinceramente una vez más y nos gustaría agradecer a nuestros leales clientes por su apoyo durante los últimos dos años de operaciones de Cobalt“.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *