La empresa del Grupo Globalia presento su apuesta por el mercado argentino con la llegada del Boeing 787-9 a Buenos Aires y un aumento de frecuencias a Córdoba. En un hermoso almuerzo Air Europa presento al nuevo director regional de toda América, Diego García.

La firme apuesta que Air Europa mantiene por Argentina queda de manifiesto con la llegada a Buenos Aires del primer Boeing 787-9 de la compañía, uno de los aviones más modernos, eficientes y confortables del mundo; y se verá refrendada con un aumento de frecuencias a la segunda ciudad argentina donde opera la aerolínea: Córdoba.

Con el aterrizaje en Buenos Aires del primer Dreamliner 787-9, la aerolínea consigue un nuevo objetivo en el país, donde inició sus operaciones en marzo de 2007 y las reforzó en 2016 implementando la ruta Córdoba-Madrid, vía Asunción.

Durante el pasado año, Air Europa transportó a y desde Argentina 240.000 pasajeros, cifra que evidencia un aumento del 21% en relación a 2016. Así lo ha asegurado el consejero delegado de Air Europa, Javier Hidalgo, quien ha manifestado su gran satisfacción por operar en el país con el avión más moderno y eficiente de toda la flota de Air Europa.

Air Europa ha presentado al nuevo director regional de América, Diego García, quien, junto a Richard Clark, subdirector general de la aerolínea y Viviana Santanello, Gerente Comercial de Argentina, ha destacado los excelentes niveles de ocupación que presentan tanto la ruta de Buenos Aires como de Córdoba, que arrojan una media del 87%.

Air Europa dispone actualmente del 11% de la cuota de mercado entre Europa y Argentina, un porcentaje que se espera registre un aumento a partir de todas las ventajas que la aerolínea brinda al pasajero, tanto a la modernidad de flota, como a los servicios de a bordo y a la mejor relación calidad-precio se refiere. Las más y mejores opciones de vuelo se traducirán, además, este año con un incremento del 19% del número de asientos ofertados.

El nuevo 787-9 combina el interior más confortable con un excepcional rendimiento medioambiental al reducir en un 20% tanto el consumo de combustible como las emisiones, y en un 60% el impacto acústico. El 787-9 es ligeramente superior al 787-8 y dispone de un total de 333 plazas, de las que 30 integran la cabina Business. Todas ellas cuentan con pantalla táctil de entretenimiento audiovisual y puerto USB. Además, en la clase Business los asientos son totalmente abatibles para garantizar el máximo confort al pasajero.

La flota 787-9, con la que se opera a Buenos Aires, ofrece también al pasajero el servicio de conectividad Gate to Gate, que le permite hacer uso del sistema WiFi en las distintas fases del vuelo, sin tener limitación de conexión.

Con respecto a Córdoba, donde desde este mismo mes se opera con un Airbus 330 con asientos flat bed en la clase Business; Air Europa prevé también un notable crecimiento a partir de la próxima temporada alta.

En concreto, desde el próximo 1 de junio al 30 de septiembre la división aérea del primer grupo turístico español, Globalia, aumentará a seis las frecuencias a Europa, vía Asunción; un incremento que a lo largo del año supondrá una operativa de 97 vuelos más que en 2017.

Finalmente, desde Air Europa se ha anunciado los destinos a los que, durante este año, la aerolínea iniciará su operativa en breve como es el caso de las ciudades europeas de Venecia y Düsseldorf; así como el incremento de frecuencias tanto a otros destinos europeos como a diversos destinos de Latinoamérica.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *