Diego Dominelli, director de Aviación en Argentina y especialista en temas aerocomerciales, fue consultado por diferentes medios masivos por el reciente escándalo suscitado el 30 de octubre último, en un vuelo París-Buenos Aires.

 

Antes del arribó a Ezeiza, el comandante del avión denunció a la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA),  que una pasajera aseguraba a los tripulantes de Air France que su compañero de asiento, de nacionalidad francesa, la acosó y se masturbó a su lado. A la vez que la pasajera aseguraba no haber recibido a su debido tiempo el trato ni la celeridad que ella esperaba por parte de la tripulación francesa del avión.

“La PSA se acercó al avión, ni bien aterrizó, y hubo que hacer todos los procedimiento: migraciones, aduanas, tratamiento de equipajes, aparte a los pasajeros involucrados en el hecho. Todos estos procedimientos llevan tiempo y sentó un antecedente legal que fue iniciar una causa en el Juzgado de Lomas de Zamora, que  demandó también la presencia en el Juzgado de parte de la tripulación de vuelo”, destacó Dominellì al analizarlo sucedido en el programa de televisión Chiche 2018.

Y agregó “según pude constatar mediante fuentes de las fuerzas: los tripulantes franceses no estuvieron presos. Sólo fueron demandados en un tiempo largo por las toma de declaraciones y tramites que llevó todo un día”.

 

Comentarios

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *